Imprimir

Receta de tomate frito casero

Ahora que tenemos tantos tomates ecológicos tan sabrosos y de temporada, hay que aprovechar y guardar para cuando ya no queden en la huerta. ¿Quieres saber cómo hacer tu propio tomate frito? Aquí te traemos una receta con truco para que lo hagas más rápido. 


A mi me gusta preparar el tomate frito sin más ingredientes que los tomates ecológicos de Somnatur, porque nunca se en qué plato voy a terminar utilizarlo (paella, pizza...); pero si lo prefieres, puedes ponerle cebolla y especias. 

El tomate pierde aproximadamente la mitad de su peso al evaporarse el agua, así que calcula que por un kilo de tomate saldrá aproximadamente la mitad de salsa.

Visita ahora mismo nuestra tienda y aprovecha para comprar los tomates (¡si es temporada, claro!).

Ingredientes

  • 1 kg de tomates de pera
  • ½ cucharada de sal
  • 1 pizca de azúcar o al gusto
  • 4 cucharadas de aceite de oliva

Elaboración paso a paso

  1. Los trucos para que la salsa de tomate se haga más rápido no tienen mucho misterio. El primero es triturar el tomate con la batidora antes de ponerlo en la sartén. El segundo, utilizar una olla de gran diámetro, para que favorezca la evaporación del agua. Así se reduce el tiempo de cocción a casi la mitad.

  2. Cubre el fondo de la olla con aceite de oliva, y cuando esté caliente añade el tomate triturado y una pizca de sal. 

  3. Cocina a fuego fuerte removiendo frecuentemente hasta que haya evaporado el agua (10 minutos aproximadamente, pero dependerá de la cantidad de tomate y el tamaño de la olla)

  4. Si salpica mucho puedes bajar el fuego. Si quieres que se cocine rápido, no lo tapes. 

  5. Prueba la salsa y rectifica de sal. Si está muy ácido, puedes corregirlo con una pizca de azúcar.

  6. Usos: arroz a la cubana, para cualquier sofrito, base de una pizza, salsa para pasta, un pisto, huevos al plato...

Notas de la Receta

¿Lo quieres guardar? El tomate frito congela muy bien. Puedes congelarlo en un par de recipientes para tenerlo a mano cuando necesites.

También puedes envasarlo al vacío. Para ello, esteriliza unos botes de cristal vacíos en abundante agua hirviendo durante 8-10 minutos, seca y reserva. Mete el tomate frito en los botes, tápalos y ponlos en una olla. Cubre de agua, y hiervelos al baño maría durante 15 minutos. Una vez pasado este tiempo déjalos enfriar en la olla, seca los botes y déjalos en la despensa o un lugar fresco. De esta manera se conservarán perfectamente varios meses.

Déjanos un comentario

Soy Sonia Martín, aficionada a la gastronomía desde que tengo memoria. Me gusta cocinar, aunque se podría decir que lo que más me gusta… ¡es comer bien!
Si te animas, utiliza el formulario de contacto para enviarnos las recetas que preparas con los productos ecológicos Somnatur y las prepararé y las fotografiaré para el blog.

Síguenos